10 razones por las que pasar tu verano en un camping

25/06/2018
Blog

El verano es la mejor época del año para ir de camping de todas. No sólo es cuando más gente va, sino cuando el clima es mejor y es mucho más agradable dormir al raso en una tienda de campaña junto al mar o bajo las copas de los árboles. Ya sea en el interior o en la costa, el camping es siempre una de las mejores opciones que tenemos para el verano y aquí os traemos algunas de las razones.

Las 10 principales razones por las que ir de camping en verano

1. Mejor tiempo: En verano hace mejor tiempo que en cualquier otra época del año para ir de camping por lo que, si hay un momento idóneo, es éste

2. Aventura: Ir de camping implica también una dosis de aventura en total seguridad. El sentirse como pioneros o exploradores en total confort y seguridad es una de las mejores sensaciones con las que podemos volver de unas vacaciones de verano.

3. Económico: Una de las grandes ventajas del camping respecto al hotel en época de verano, es que es mucho más económico para una misma cantidad de días y una  categoría simiar. ¡Hay que aprovecharlo!

4. Aire limpio: A diferencia de las ciudades donde el aire está tan contaminado como en la ciudad en la que vivimos, la inmensa mayoría de campings que podemos visitar durante el verano están en lugares que serán realmente buenos para nuestra respiración.

5. Deporte: Cuando estamos en un camping durante el verano es muchísimo más fácil practicar deporte, ya sea nadar en la piscina o en la playa, jugar a las palas o hacer senderismo. En un camping es siempre más fácil.

6. Disfrutar de la gente: A veces, cuando vamos de hotel, acabamos obnubilados y distraídos por las comodidades, por las cenas copiosas y acabamos por olvidar lo más importante: Disfrutar de la gente. Ya sea nuestra pareja o nuestros amigos, en un camping nos sentiremos más unidos y nos conoceremos más.

7. Los animales: No sólo es que hay más campings que permiten llevar a nuestras mascotas a ellos durante el verano y por eso es un lugar ideal para ir con mascotas, sino que, además, al estar cerca de la naturaleza podremos ver en ellos animales que les encantarán a nuestros hijos como, por ejemplo, los conejos.

8. Menos letreros de “completo”: Una de las ventajas de ir de camping en verano es, sin duda, que vamos a encontrarnos con muchos menos letreros de “completo” que cuando vamos a la ciudad a un hotel. Los campings tienen más espacio.

9. Las estrellas: ¿Quién puede realmente verlas en la ciudad? Si nos gusta ver la vía láctea, la osa mayor y la osa menor y disfrutar de las maravillas del cielo nocturno, ir de camping en verano está hecho para nosotros.

10. Comer bien: Puede que no seamos los mejores cocineros, pero una de las cosas buenas de ir de camping en verano es que nosotros escogemos qué hacemos para comer por lo que estaremos seguros de que comeremos sano.